facebook_pixel
septiembre 15, 2017 Veronica Sanchez

Veintiún Palabras – Una guía para la gratitud y resiliencia

Pixabay

Hace mucho tiempo que no escribo, solía hacerlo para un revista online chilena, sin embargo diversas circunstancias de la vida me llevaron a detener esta actividad, que siempre me ha gustado y me ha traído alegrías. Ahora Latinpreneur ha abierto un espacio para que sus asociados puedan publicar artículos relacionados a su actividad. Agradezco este espacio y esta oportunidad.

Pensé mucho sobre qué escribir después de algún tiempo sin hacerlo y se me ocurrió hacer un ejercicio. ¿En qué consiste este ejercicio? Se trata de escribir veintiún palabras o conceptos que están presentes en mi vida diaria, en mi devenir personal y explicarlas brevemente. ¿Por qué veintiún conceptos? Algunas investigaciones señalan que veintiún días son necesarios para imprimir un nuevo hábito en nuestras vidas, entonces mi idea es tener estos conceptos como una guía a la cual recurrir cuando sienta que el camino está muy empinado y lleno de piedras, para recordar que hay hábitos que siempre estarán presentes en nuestro trayecto y que estamos donde estamos gracias a ellos. Aclaro que algunas palabras de la lista no son un hábito, sin embargo están relacionados a ellos, por ejemplo, cuando hablamos de familia, el concepto de “comunicación” es un hábito que yo tengo incorporado en mi día a día, sobre todo viviendo lejos de mi país natal. Aquí va mi lista:

 

Disciplina: esto es siempre una conquista. Con voluntad se puede lograr y cuando se obtiene todo es más fácil.

 

Perseverancia: seguir, seguir y seguir a pesar de todo…

 

Fe: es la certeza de lo invisible, siempre y a toda prueba.

 

Paciencia: ha sido clave para mí aprender a ser paciente. Es “la no espera en la certeza de su ocurrencia” (Fresia Castro).

 

Práctica: la aplicación del Método Cyclopea me ha llevado a donde estoy hoy, es decir, en mi experiencia hay que ser aquello que uno cree, hay que ser lo que se enseña o predica.

 

Seminarios: eso que enseño, que me apasiona y disfruto como trabajo. Dictarlos en idioma inglés es mi nueva tarea.

 

Glándula Pineal: es el secreto de la felicidad, es la puerta de comunicación con la Fuente.

 

Felicidad: es un estado permanente y está disponible para ser disfrutada por todos. “Ser” feliz es muy diferente a estar feliz.

 

Emprendedora: ¿se puede ser un emprendedor espiritual? Yo creo que sí, cuando es un apoyo en el camino de otros.

 

Hijos: los traje al mundo para convertirse en seres luz por derecho propio, son mis profesores y mi amor por ellos es infinito.

 

Esposo: mi apoyo amoroso, mi compañero, con quien comparto este caminar.

 

Familia: me refiero a padres, hermanos y sobrinos. Son muy queridos. Les agradezco a mis padres enormemente todo lo que me entregaron y su amor por mis hijos.

Estoy siempre agradecida con mi familia por su apoyo incondicional en momentos personales difíciles. Siempre los extraño y los adoro, me hubiera gustado ver crecer a todos mis sobrinos junto a mis hijos. Mi casa es su casa.

 

Chile: mi país añorado de montañas y mares. De donde sale al mundo la nueva Luz. Volveré.

 

Amistades: verdaderas, de esas que aunque no tengas contacto por mucho tiempo, se mantienen intactas.

 

Australia: mi país adoptivo, imponente, bello, a veces ingrato y caprichoso, sin embargo querido.

 

Noticias: tenemos la costumbre de poner la atención en las malas noticias, no obstante, en el mundo hay buenas noticias a cada instante y son muchas. Compartamos más esas buenas noticias.

 

Frecuencias: ¿sabía usted que hay una alta y una baja frecuencia? Oscilamos entre una y otra. Yo elijo moverme en alta frecuencia ¿y usted?

 

Milagros: siempre ocurren, siempre. Todos tenemos la capacidad de producirlos.

 

Maestros: los hay invisibles y también visibles y tangibles. No me refiero a gurúes, sino que a esos seres que nos enseñan a lo largo de esta vida, algunos poseen una gran sabiduría y otros nos muestran el camino del amor.

 

La Fuente: Dios, gran arquitecto, origen, como usted le quiera llamar. “Dios no se explica, Dios es experiencia”, dice Fresia Castro, una de mis maestras visibles. La Fuente está en mi experiencia en todo momento.

 

Amor: fluido electrónico que respiro y expando a cada momento. No es el amor de los apegos, sino que un pegamento que mantiene cohesionado al universo. Nada de lo que hago sería posible sin amor.

 

Lo invito a usted, lector, a elaborar su propia lista de hábitos/conceptos, créame que es un ejercicio que hace bien.

 


Este artículo ha sido escrito en colaboración con Latinpreneur,

¿Te gustaría contar tu emprendimiento o tus experiencias?

Escribe en Latinpreneur

Veronica Sanchez
Instructora Método Activación Interna de la Glándula Pineal. Profesora. Escritora.

Comments

Estamos para AYUDARTE

Bien sea el comienzo de tu proyecto o negocio, o necesitas herramientas para desarrollar tu crecimiento y expansión, seguro podemos ayudarte. Escríbenos con tus requerimientos y seguro conseguiremos una solución especialmente adaptada a tus necesidades.